propositos

Cómo cumplir los propósitos del año nuevo

Cuántas personas se plantean un año tras otro, nuevos propósitos que nunca llegan a cumplir. Los más típicos relacionados con la salud suelen ser: hacer más deporte, perder peso, dejar de fumar, ir más al gimnasio, coger más la bicicleta los fines de semana, beber menos alcohol, comer menos comida basura…

A la práctica mucha gente toma la iniciativa de apuntarse al gimnasio, de salir a correr la primera semana, de no fumar unos días, de quitarle el polvo a la bicicleta para sacarla una día…

Pero luego no se consigue una constancia en este objetivo planteado para el año nuevo, haciendo que fracasen una vez más las buenas intenciones, que acaban siendo eso sin más, solo intenciones.

¿Qué hacer para no volver a fallar este año con los propósitos?

Hay muchos motivos por los que se suele dejar de luchar por los objetivos pero se puede acabar resumiendo en uno: porque cuesta.

Normalmente la gente se cansa de luchar por su objetivo porque suelen fijarse en cuánto les queda aún por alcanzarlo. Hay que planear como llevar a cabo diferentes acciones que nos acerquen a conseguir el objetivo que tenemos en mente e ir avanzando con pequeños pasos.

Nada que realmente merezca la pena se consigue de la noche a la mañana y la gente se suele desanimar cuando ven cuánta faena les queda en lugar de ver ya todo lo que han conseguido lograr.

Llevar a cabo un plan de acción para conseguir ese nuevo objetivo cuesta trabajo, esfuerzo y constancia y cuando muchos cuando se dan cuenta de lo que realmente supone, abandonan y se vuelven a posicionar en su zona de confort.

propositos 

Quiere decir que sólo aquellas personas que realmente sepan lo que quieren cambiar y porque quieren llevar a cabo ese cambio, encontrarán la manera de llevarlo a cabo.

Para que triunfen los propósitos de año nuevo no basta con tener buenas intenciones, hay que recabar información, ayuda y todo lo necesario para elaborar un planning que sea efectivo para conseguir aquello que se ha propuesto.

Si eres de los que crees que hay que apuntarse al gimnasio porque dicen que es la forma de estar más sano pero no eres capaz de ver más allá, conseguir que sea un objetivo personal, algo que realmente a ti te importe, no habrá motivación para levantarse del sofá para ir a la aburrida sala de pesas del gimnasio con lo a gusto que en invierno se está en casa por la tarde.

Y así con cualquiera que sea tu objetivo para este próximo año. Sólo si realmente sabes lo que quieres y lo quieres de verdad encontrarás una forma de llegar a ello, sino sólo encontraras excusas que te harán abandonar.

Un consejo más: concentra tus energías en un único objetivo. Asegúrate de que es realista, no quiere decir que no sea difícil, pero que de pueda conseguir.

Es mejor alcanzar un objetivo que tener muchos y dejarlos a medias. Ten motivos reales para luchar por ellos porque no va a ser fácil pero seguro que al final valdrá la pena. Y siéntete orgulloso de todos los pequeños pasos que das hacia tu objetivo.