Las calorías y su verdadera importancia

Una caloría es la unidad de medida usada para conocer la cantidad de energía que aporta un alimento. Esta energía es necesaria para sostener las funciones de nuestro organismo.

Indiscutiblemente se habla de las calorías con una connotación negativa porque sabemos que cuando ingerimos más calorías de las que necesitamos para soportar una actividad diaria, éstas se reservan en forma de grasa y… ¡horror engordamos!

Pero quizás después de esta lectura hagas las paces con las temidas calorías.

Calorías de los alimentos

A pesar de no tener grandes conocimientos nutricionales, si en algún momento de tu vida se has puesto a dieta, sabrás la cantidad exacta de calorías que tienen los diferentes grupos de alimentos.

Carbohidratos: 4 calorías por gramo

Hace referencia al azúcar, los cereales, legumbres, frutas, verduras con almidón (patata, boniato, yuca, …). Los carbohidratos son la fuente preferida de energía de nuestro organismo. Muchas personas piensan en carbohidratos como algo malo y se relaciona directamente con el hecho de engordar.

Veremos con más detalle a continuación que no todos los carbohidratos son iguales.

Proteínas: 4 calorías por gramo

En este grupo encontramos carnes, pescados y huevos. La función principal de las proteínas es la formación tejidos.

Algunas tendencias van en contra de las proteínas defendiendo que son tóxicas para el organismo. Explicaremos también porqué no debes temer el consumo de proteínas de buena calidad.

Grasas: 9 calorías por gramo

Los alimentos de este grupo son aceites, frutos secos, aguacate

Son la fuente más concentrada de energía e intervienen en procesos vitales de nuestro organismo. Este es otro de los grupos alimenticios que genera miedo ya que se acostumbra a pensar que si consumes grasa, acumularás grasa y ya te anticipo que esta afirmación es incorrecta por ser general.

Cuando te has puesto a seguir una dieta, lo primero de todo se ha hecho un estudio de la cantidad de calorías que necesitas para crear un déficit calórico que te ayude perder peso. Para determinar esta cantidad ha valorado algunas variables como la edad, el sexo, la estatura y el nivel de actividad física.

Con el número mágico obtenido de este estudio, se elabora una dieta que encaje con esta cifra. Cómo hemos visto que las grasas son las que aportan más calorías en relación a los carbohidratos y las proteínas, las dietas tradicionales para promover la pérdida de peso, siguen normalmente un estilo bajo en grasas.

Alimentos según su calidad nutricional

El tipo de alimentos que promueve la dieta paleo son por lo tanto alimentos que realmente alimentan:

Los alimentos que no son densos nutricionalmente por otro lado y que debemos evitar son:

Calidad nutrucional de los alimentos

La mayoría de guías sobre alimentación no hacen referencia a la densidad nutricional de los alimentos como elemento clave para escoger bien los alimentos de nuestra dieta.

La densidad nutricional hace referencia a los mircronutrientes (vitaminas y minerales) y a los macronutrientes (carbohidratos, proteínas y grasas) que contiene un alimento por una cantidad estándar de calorías. 

Podemos comparar la cantidad de nutrientes que poseen los alimentos y determinar cuál de ellos son los más y los menos nutritivos. Aquellos alimentos que proporcionen más vitaminas y minerales en un determinado número de calorías, serán los alimentos con mayor valor nutricional.

Puedes comenzar a entender que dadas las mismas calorías, escogeremos los alimetnos que realmente alimentan más. Cuantos más nutrientes, más sanos seremos. Tiene sentido que escojamos aquellos alimentos que supongan el mayor aporte de nutrientes.

Cada alimento que escoges comer es una inversión en cómo te sientes hoy, y en tu salud de mañana.

Si bien esta es la teoría, a la práctica intervienen más factores como el de la biodisponibilidad.

Un alimento puede estar listado como un gran aporte de cierta vitamina pero resulta que a la hora de sintetizarla la absorción de reduce bastante. Esto depende de muchos factores que no se pueden determinar fácilmente, con lo que no siempre sabemos la cantidad exacta de micronutrientes que sí absorbemos.

Pero si una cosa está clara, cuanto más densidad nutricional tengan los alimentos que escogemos, mayor probabilidad habrá de estar bien alimentados. A mayor variedad, mayor disponibilidad. 

Aquellos alimentos que son pobres nutricionalmente son aquellos que intentamos evitar su consumo. Estos son siempre los alimentos industrializados, que ofrecen lo que denominamos calorías vacías ya que no van acompañadas de los nutrientes esenciales para nuestro organismo.

Densidad nutricional vs calorías

Calidad siempre por encima de cantidad, en la alimentación también.